viernes, 6 de mayo de 2016

Dos malas noticias de vela: Carlín muere a los 92 años y el "Sirius" se encuentra desaparecido desde el lunes.

Salvamento Marítimo de España y Francia siguen buscando al "Sirius" que partió hace una semana de Cannes (Francia) y que tenía que haber llegado este lunes a Palma de Mallorca

Ramón Carlín, el ganador de la primera vuelta al mundo a vela, muere a los 92 años

El "Sirius", un Sparkman and Stephens de 1937, tipo NY32 se encuentra desaparecido desde el pasado lunes cuando hacía una singladura desde Cannes a Palma de Mallorca con dos tripulantes españoles. Las malas condiciones en el Golfo de León (el que escribe estas líneas hizo el recorrido Barcelona- Saint Tropez el martes a bordo del "Yanira" y nos encontramos con vientos que pasaron de puntas de 40 nudos y muchas horas por encima de 25, además de olas que sobrepasaban los 3 metros). Al parecer, por los partes meteó, ellos se tuvieron que encontrara condiciones peores. La búsqueda sigue por partes de los equipos españoles y franceses


Durante el Sail in Festival tuvimos la ocasión de ver un documental sobre este hombre y como pudo superar todos los obstáculos para conseguir ganar la primera Whitbread Round the World Race. De ser un navegante de fin de semana pasó a conseguir batir a los grandes de la vela oceánica en aquella regata, y con una tripulación familiar y de amigos!! 

Una persona y una gesta que me impresionó. Suerte en esta nueva signatura, Ramón.


Ramón Carlín, el ‘navegante de fin de semana’ que ganó contra todo pronóstico en 1974 la primera edición de la Volvo Ocean Race, denominada por entonces Whitbread Round the World Race, ha fallecido en Ciudad de México a los 92 años.

- Ganó contra todo pronóstico en la edición 1973-74
- Su dote de liderazgo fue la clave del éxito
- Una película conmemora su hazaña

Ramón Carlín, el ‘navegante de fin de semana’ que ganó contra todo pronóstico en 1974 la primera edición de la Volvo Ocean Race, denominada por entonces Whitbread Round the World Race, ha fallecido en Ciudad de México a los 92 años.
Carlín, un empresario mexicano que tras dedicarse a la venta ambulante constituyó un próspero negocio de venta de electrodomésticos, apenas tenía experiencia y era totalmente desconocido en el mundo de la navegación cuando decidió en 1973 participar en la primera vuelta al mundo por equipos y con escalas.
“Lo que me enganchó fue la aventura, nadie sabía lo que hacer. Era la primera vez que se iba alrededor del mundo con una tripulación completa y la competición iba en serio”, explicó Carlín años después.
La excepcional dote de liderazgo del mexicano consiguió transformar una tripulación de amigos, familiares, entre ellos su mujer Paquita y su hijo adolescente, y algunos regatistas internacionales, en los ganadores de la durísima competición, en la que participaron 19 barcos y fallecieron tres participantes.
“Ganamos porque lo que nos diferenciaba era el barco y la tripulación”, dijo Carlín. “No tuvimos tiempo de entrenar. Mi plan era conocer bien a mi tripulación y enseñarles a manejar el barco durante la primera etapa, pero resultó que todos eran buenísimos”.
Carlín, patrón del Swan 65 Sayula II, se convirtió en una leyenda al ganar contra todo pronóstico a grandes figuras de la vela oceánica de la época, como el británico Chay Blyth.
Incluso la prensa británica antes de la salida en septiembre de 1973 se mofaba de las aspiraciones del equipo y los retrataban en viñetas como perezosos mexicanos con grandes sombreros sin ninguna preparación.
Tras su triunfo fue recibido por el presidente mexicano Luis Echeverría en Acapulco y se convirtió en el regatista más famoso del país.
Su increíble hazaña se narra en la película ‘The Weekend Sailor’ (2016), dirigida por el mexicano Bernardo Arsuaga, que ganó recientemente el premio al mejor director del San Francisco International Ocean Film Festival y está participando en varios festivales de todo el mundo.
Hace dos años, Arsuaga y Carlín celebraron con una reunión de toda la tripulación el 40 aniversario de su victoria. Muchos de ellos no se habían visto desde que ganaron la primera Whitbread.
“Ganamos gracias a nuestro patrón. Superamos nuestras capacidades porque Ramón Carlín confió en nosotros”, señaló el británico Butch Dalrymple-Smith, miembro de su tripulación, en una entrevista con www.volvooceanrace.com.
“Ramón fue lo más parecido al capitán más perfecto que jamás he conocido”, añadió el americano Bob Martin, que también fue a bordo del Sayula II. “Era entusiasta e hizo todo de forma profesional. Se preocupó de nosotros, teníamos la mejor comida y el barco estaba perfectamente equipado”.
“Realmente fue el patrón perfecto”, dijo Dalrymple-Smith. “Identificó las cosas que eran necesarias para ganar la regata y se ocupó de ellas. Dejó al mejor regatista manejar el barco y al mejor navegante encargarse de la navegación”.
“Era muy, muy considerado”, añadió Dalrymple-Smith. “Si alguien estaba enfermo, se encargaba de su guardia. Secaba nuestra ropa si se nos olvidaba hacerlo. Otros nos hubieran dado un grito. Él no era así.”
La decimotercera edición de la Volvo Ocean Race partirá de Alicante en otoño de 2017 y terminará en La Haya (Holanda) en junio de 2018, la ruta completa se dará a conocer en los próximos meses. Alicante ha sido Puerto de Salida en las tres últimas ediciones y es sede de la organización de la regata y el Museo Volvo Ocean Race.

Ver vídeo en: https://youtu.be/FIF6JHafa1k

Fuente: Prensa VOR
Propiedad intelectual
Los textos, los comentarios, las obras, las ilustraciones y las imágenes que se reproducen en el sitio www.lamarsalada.info están sujetos a derechos de autor y de la propiedad intelectual aplicables en todo el mundo. Cualquier utilización será constitutiva de violación de la Propiedad Intelectual y será sancionada en debida forma, salvo que medie autorización previa de www.lamarsalada.info
Queda terminantemente prohibido cualquier reproducción, redistribución o redifusión, total o parcial, de lo publicado en www.lamarsalada.info
Si están autorizados los enlaces desde otros sitios WEB y/o Redes Sociales siempre que no se haga con ánimo de lucro.
©Luis Fernandez