miércoles, 18 de noviembre de 2015

Aitor Ocerin termina la "Mini Transat Islas de Guadalupe" en Pointe-à-Pitre

• Aitor Ocerin ha cruzado la línea de llegada a las 13h 15min 15s (hora española)
• "Es una sensación indescriptible la de estar en medio del Atlántico, solo y en un barco tan pequeño"


Aitor Ocerin a bordo del IPARBELTZ ha cruzado la línea de llegada en Pointe-à-Pitre hoy 18 de noviembre a las 13 horas, 15 minutos, 15 segundos (hora española). Aitor ha tardado 17 días, 22 horas, 5 minutos y 15 segundos en recorrer 3274 millas a una velocidad media de 7,61 nudos.


Una sensación indescriptible

La segunda etapa…
"La primera semana disfruté mucho, había mucho viento y fue muy bien. Luego la segunda semana fue peor, había muy poco viento, entre 10 y 12 nudos, de popa cerrada… Un poco agobiante. Estoy muy contento de cómo navegué la primera semana, luego la segunda estuve un poco agobiado. En los primeros días de la regata iba muy bien, con los primeros de la flota, pero luego rompí el spi enseguida, el tercer día y al final iba casi sin velas".

La llegada…
“Es una sensación genial, llegar aquí es el objetivo principal, cruzar el Atlántico en un barco tan pequeño como este. Si no llegas aquí no cumples ninguno de tus otros objetivos. Es un camino muy largo y supone mucho trabajo, llegar aquí es cumplir, es cerrar un círculo". 

(Archivo)

18 días en solitario
“Eso sin problema, lo único que he echado de menos es el viento. Ha sido un agobio el no tener viento. He dormido bastante y eso me ha permitido no llegar muy cansado. La soledad no es problema, me ha gustado la experiencia. El último barco con el que pude hablar fue hace una semana más o menos, y desde entonces nadie”.

¿Volverías?
"La volvería a hacer por supuesto, lo único que pediría sería repetirla con viento. La falta de viento, el calor eso fue muy duro, ver que no avanzas... Pero si que volvería, por supuesto. No cambiaría de barco, ha ido muy bien; a lo mejor cambiaría las velas, que es lo que no he elegido muy bien". 

Fuente: Prensa Mini Transat

¿Qué se siente?
"El sentimiento en general es positivo, es una experiencia alucinante, después de 17 días de estar navegando en solitario, en un barquito como este. Hemos tragado viento y mar, y han habido días muy duros, y en esos momentos piensas, es increíble que este barco aguante tanto… Es una sensación indescriptible la de estar en medio del Atlántico, solo y en un barco tan pequeño. Ha sido muy especial".
Propiedad intelectual
Los textos, los comentarios, las obras, las ilustraciones y las imágenes que se reproducen en el sitio www.lamarsalada.info están sujetos a derechos de autor y de la propiedad intelectual aplicables en todo el mundo. Cualquier utilización será constitutiva de violación de la Propiedad Intelectual y será sancionada en debida forma, salvo que medie autorización previa de www.lamarsalada.info
Queda terminantemente prohibido cualquier reproducción, redistribución o redifusión, total o parcial, de lo publicado en www.lamarsalada.info
Si están autorizados los enlaces desde otros sitios WEB y/o Redes Sociales siempre que no se haga con ánimo de lucro.
©Luis Fernandez